BAJO LAS LILAS ES EL PRIMER LIBRO QUE RECUERDO HABER LEÍDO- DE MUY NIÑA- EDITADO SIN ILUSTRACIONES, o muy escasas- portada y aisladas en capítulos- (quiero significar: primer paso hacia una literatura sin apoyo visual, que es lo que requieren generalmente las publicaciones infantiles) Lo cito porque creo que no sólo lo cercano (en tiempo y espacio) es grato a un lector. Niños y adultos gozamos de viajar con el imaginario, escuchar otras voces, pensar otros lugares y realidades.



Lo que aparezca en mi blog, sin referencia externa, puede ser utilizado citando la fuente.

Contacto:isamirna@yahoo.com.ar


Muchas gracias a los que envían comentarios a mi correo!

sábado, 29 de octubre de 2011

Mirada

Niño pobre.Virgilio Pellegrini

Se ha perdido un niño
Y no salen carteles a buscarlo
Un día sí, otro no
Lo veo
Algunos conocemos que ya no está:
Mirar  sus ojos
Escuchar la voz
Plañidera
Si quiere convencer
O  agresiva
En defensa de todos los olvidos
Nosotros
Que vivimos con cielorraso
Que dejamos las monedas
Perdidas en los abrigos
Adoptamos  ignorancia
La inventamos
Para desconocer
En caso contrario
Tendríamos que tener hambre               
Ir con zapatillas
Recibidas o robadas
Meter los pies en el barro
Usar ropa ajena
Desteñida
Ser desde siempre
Adultos sin esperanza  
Tendríamos que pensar
Y hacer
Nunca  nos perdimos
No sabemos
Niños desaparecidos
Tocan el timbre
Y  mendigan
Quisiera darles libros
O sueños
Pero les doy comida
Quisiera darles infancia
Pero me descuido


           Isabel Bertero
Imagen de:
http://www.artelista.com/obra/9803410483979625-ninopobre.html

domingo, 16 de octubre de 2011

DÍA DEL HIJO

Hace tiempo mi madre era el olor a pan, a tortas, a mermeladas, la mano fresca en la frente caliente, el beso en la noche antes de dormir, el guardapolvos blanco planchado con almidón, el patio limpio a baldazos de agua, el olor a tierra de las plantas regadas, el mate y la charla inconsistente, las preguntas, las discusiones, los anhelos expresados en la mirada, las exigencias, la vida que empujaba.
Hace tiempo era la referencia del hogar, los sacos y camisas de mi padre, alineados prolijamente en el ropero. Las demandas. Las culpas. Los estímulos.
Yo siempre un poco madre, un poco en deuda, un poco deseosa de envolver la alegría y regalársela en paquetes primorosos, de navidad y cumpleaños, con papeles crujientes y brillantes. Empeñada sin saberlo, en encerrar el pasado en un equipaje y devolvérselo con sus perfumes y sus recuerdos, con sus voces, con sus alientos vitales.
Hoy mi madre es una niña, que quiere protección (y yo he quedado huérfana, hace rato) Entonces, transito un tiempo de hijos jóvenes y una hija viejecita, dolorida de cuerpo y de alma, tal vez por eso quiero que no sea el día de la madre, quiero llamarlo día del hijo para agradecer la cuna y los pañales, los llantos en las noches, las palabras primeras, el ganar espacio con toda la adhesión y la premura, con los castillos, los libros,   las músicas, las magias, las fantasías,  los sueños y los empeños, los abrazos. Y la realidad.
¿Cómo fue que se amontonaron los cuadernos y las hojas, que los lápices de colores y los bolígrafos se gastaron, que descubrieron el afuera,la vida y los otros?
Parece un trabajo arduo, y sin embargo, es sólo la suma de los días, y el despertador, la ropa que crece, y los zapatos, los días  que avanzan sin permiso.
Y también es mi cara cambiada ¿Cuándo dejó de ser la de una chica, cuándo dejé de llevar de la mano a mis pequeñas, cuándo se llenó de guirnaldas y piñatas mi casa por última vez?
¿Cuándo dejé de correr entre la casa y el trabajo, cuándo me aprendí las edades nuevas y los tiempos estrenados?
Fueron los hijos, así que no creo en el día de la madre, sino en ellos que se vinieron pisando los talones, y que llenan de alegría o de tristeza, de exigencias y préstamos a futuro, de vínculos que las arañas tejen, cuando nadie las ve, para quedarse en el aire como mapas de tesoros escondidos, que cada uno sigue, según itinerarios íntimos. Y diversos.
Me gustaría no volverme nunca tan hija, tener algo de madre cotidiana por mucho tiempo, pero el futuro no se adivina, ni se predice, así que todo es incógnito. Hoy es quizás todo.
Para mi madre –hija, para mis hijas: Todo el amor. Crecer punza , y  fuimos trepando juntas con este marco de existencia, del que nada sabemos más que hurgar, buscar, reconocernos, desconocernos

Basualda, Héctor
Figura sentada en el patio
Isa Bertero                               

viernes, 7 de octubre de 2011

Versos desavenidos de amanecer lluvioso

Noche y sueños
Cuando nadie la ve
La noche se sienta en un sillón hamaca
Y recuenta sueños
En collares de lapizlázuli                                    
Sueños que algunos recuerdan
Distintos narran
Otros olvidan

Desórdenes
Alguien le pone al orden
Sinrazones
Y moños de infancia
En el pelo                                                                                           

Amor
El amor se quedó quieto
Para que rebusques
El abrazo y el beso
Y le muestres el alma





Amigo
Vinieron
Bajo el gris
Y la lluvia
Para quedarse con la sonrisa
La palabra de afecto
La pátina de luz en la mirada
Ahora ya estás
Impenetrable (igual te hablo)
En la energía
Que nadie comprende

Tras la Muerte
Acontecen  muertes pequeñas
Un pedacito del juego:
Espacio  vacío
Sólo de presencia física
No  podemos descifrar
Si estás al tanto
De esta permanencia
Si estás ajeno
O junto

Perseguimos mitos
Que justifiquen
La condición humana.
           Isa Bertero  (Dedicado a Claudio Frutos: la sonrisa)



lunes, 3 de octubre de 2011

Sentimientos políticos








Somos eslabones sueltos                              
Entre el pasado vicioso de recuerdos
Y este presente reproducido                                                                      
Con ilimitadas imágenes, sonidos.
Pensares y letras. Políticas y designios
Palabras:
Economía. Crecimiento
¿La imaginación al poder?

(referentes distantes)
Realidad imperiosa
Miramos los blancos-negros-grises
Colores apagados
De aquellas fotografías
Cada sonrisa congelada
Cada vestido psicodélico
Falda corta
Suéter negro
Camisas y corbatas desafiantes
El pelo lacio
O de peluquería con laca
(Incongruente)
Los Beatles. Creedence
Las marchas de los carnavales
Las románticas melancólicas
Rock nacional
Debates por ideas indomables
Textos. Panfletos
La bondad y la creencia
El trabajo diligente
La esperanza de hacer, hacer
Desde el lugar pequeño
En el mundo
Ancho. Ajeno. Diverso
Con la invención de salvar
Lejana la crueldad
(en libros y diarios)
Hasta que llegó
Escandalosa .Inhumana
Mucho después
La impresión de reencontrar libertad
Para todos
Exiguo tiempo
Con urgencia abrumado
La consigna: salvaguardarse
Descubrir
Alientos resistentes,
Otros deshilachados
O enajenados al mejor postor
Hoy
Voces de poder
Proposiciones
Sin correspondencia con la verdad
Los viejos, ajenos
Las imaginaciones
Vendidas para cazar
Los reconocimientos
No son hechos
La alegría:
Frecuencias que buscan
Y esperanzas
(que no se quedan quietas)
Linaje de eslabones sueltos
Que interroga al presente                
             Isabel Bertero                        
Imágenes de: http://www.damianwatson.com.ar/img/pinturas/pages/esperanzas_jpg.htm
                     http://www.jorgebarboza.com.ar/obras-personajes-Jorge-Barboza.php