BAJO LAS LILAS ES EL PRIMER LIBRO QUE RECUERDO HABER LEÍDO- DE MUY NIÑA- EDITADO SIN ILUSTRACIONES, o muy escasas- portada y aisladas en capítulos- (quiero significar: primer paso hacia una literatura sin apoyo visual, que es lo que requieren generalmente las publicaciones infantiles) Lo cito porque creo que no sólo lo cercano (en tiempo y espacio) es grato a un lector. Niños y adultos gozamos de viajar con el imaginario, escuchar otras voces, pensar otros lugares y realidades.



Lo que aparezca en mi blog, sin referencia externa, puede ser utilizado citando la fuente.

Contacto:isamirna@yahoo.com.ar


Muchas gracias a los que envían comentarios a mi correo!

domingo, 28 de septiembre de 2014

Agobio



 








                                                              Imagen de: Hora French 

A cierta hora
la noche se vuelve
pesadilla
teatro de inquietudes
argumentos falaces
sin embargo
tienen algún anclaje
simbólico
confundido en las neuronas
Caminos de edificios antiguos
recovecos                                                                                                        
Exploro en la búsqueda
ausencia
Gente indiferente
no marca rumbos                                                           
Papeles necesarios
nunca se alcanzan
objetos para guardar                                                                 
no se encuentran
tampoco se halla dónde
oscuros roperos
desordenados o vacíos
Caminos escabrosos
hacia la nada
Nudos en el alma
miedo
Principiante
de travesías
trastocadas metáforas
Escapo del fondo
corazón palpitante
busco razones
que expliquen
la sinrazón
Exploro en la búsqueda
ausencia
Gente indiferente
no marca rumbos                                                           
Papeles necesarios
nunca se alcanzan
objetos para guardar                                                                 
no se encuentran
tampoco se halla dónde
oscuros roperos
desordenados o vacíos
Caminos escabrosos
hacia la nada
Nudos en el alma
miedo
Principiante
de travesías
trastocadas metáforas
Escapo del fondo
corazón palpitante
busco razones
que expliquen
la sinrazón

miércoles, 14 de mayo de 2014

Lost

esa mujer
ancló su vida
en puerto de colores
mientras duró
erraron pececillos
sembrando luz
sobre la cama
escribió versos
algunos quedaron
con letras desprolijas
armó rutas para niños
crecieron


cierta noche soñó con llegar a un lago
peregrinó
no llegó a destino
en cambio
aparecieron  territorios
llenos de memorias
construir el futuro
decreta tratado
para hallar otras amarras

isa
Imagen: Katia Muñoz

miércoles, 30 de abril de 2014

Recuerdo prestado

en el viaje
madre lozana
pelo oscuro
la niña rizos rubios
abuela joven
caminan por paseo
con flores
la mayor
corta una rosa
el guardián
repica el silbato
se sobresaltan
escapan
con la flor perfumada
"corra tía vieja, corra"
dice la pequeña
chocando sus zapatitos con pulsera
el tiempo suspendido
en la foto
con volados
y vestidos distantes
Isa
 — en Ciudad de Santa Fe.

martes, 1 de abril de 2014

Informe

me he perdido
en rincones recónditos
                    de la memoria
                    pasada
                    y  futura
sueño con caminos
                        que se enredan
                        en claroscuros
                      
tiemblo
sueño
acaricio
exhorto
ruego
llamo
descubro vidas
           que divulgan
           soplos esenciales
           intrusas  
           instigan olvido
           privación de nobleza
callejeras buenas
 risas y  llanto
             se confunden
en el mismo tropiezo
la humanidad retrocede
encrucijada
             estoy sangrando

              y no se ve

isa 
Imagen de shintaroo hata

sábado, 29 de marzo de 2014

Maniquí

el maniquí no cambia ropaje
inquiere
               al tiempo
en la vidriera
                polvo
       expresión  hechizada
cada vez que paso
me detengo
los ojos repintados
       devuelven muñecas
                      remotas
un día, me digo
voy a robarlo
le pondré vestido
               de moda
lo llevaré a caminar
a correr por el parque
le enseñaré la ciudad
y terminaremos de fiesta
en una mesita
tomando champagne

en copas de cristal
sobre mantel blanco  
     Isa

viernes, 21 de marzo de 2014

Ilusión

Nos disfrazamos para el baile de carnaval. Yo me puse una malla, me até el pelo oscuro y calcé una nariz de payaso.
Bailamos todos juntos cualquier ritmo, estábamos eufóricos o contrariados, pero había que pasar el tiempo.
Siempre la idea de ocupar la duración. Encontrar conocidos, fingir que el alma está expuesta, aunque pocos saben quién es el otro.
Si alguien se hubiera  asomado de verdad a mi alma calculaba me diría “Buenas noches, mucho gusto, nos veremos”
Había  gente que bebía  con exageración, para reírse, para olvidar, para venderse.
Payasos, tigresas, zombis, robots, bailarines, osos, caballeros, hasta una caja con pies, boca y ojos…
Me alejé hacia una ventana, los árboles que llegaban al balcón permitían respirar.
Unas manos enguantadas me cubrieron  los ojos.

Por debajo asomaba mi nariz redonda y colorada.
Me susurró en la oreja. Ilusión.
Escuché. Escuché.
La realidad se desvanece.
A poco estamos en la calle, la gente nos mira con asombro.
Yo despejé mi cara. El mago se dejó su sombrero de copa.
En la mesa del bar empezaron a aparecer las palomas, el fuego, los conejos.
Dejé de a poco que algo mío asomara, incierto, expectante.
La noche fue larga de palabras.
Le siguieron otras de caminar, ir al cine, comer, decir la vida de a ratos, de a gajos.
Cuando nos besamos ya sabíamos de sortilegios.

También sospechábamos que no son eternos y que es bueno cuidarlos.

Isabel
Imagen de : Elena Molist